0
0
0
0
Total
0

Ingeniería Sin Fronteras Galicia es una asociación que trabaja para poner la tecnología al servicio del desarrollo humano. Pero el concepto de desarrollo humano es el bastante amplio y genera muchos debates sobre lo que realmente implica. De hecho, en muchos ámbitos, es un concepto muy depauperado, al vincularse al crecimiento económico desmedido y con un enfoque muy occidental. Esto hizo que desde la asociación hayamos tenido que plantearnos cuál es ese el desarrollo al servicio del cual queremos poner la tecnología (y también lo que hay antes de ella, la ciencia). Este debate interno sigue en marcha, pero sí tenemos claras algunas cosas.

Una es que queremos trabajar para que las personas puedan desarrollar sus potencialidades y asegurar los derechos básicos para una vida digna cualquier que sea el lugar donde vivan, de forma que sean protagonistas de ese proceso, y además lo puedan hacer respetando su contexto social y cultural (prestando atención especial a los colectivos tradicionalmente más desfavorecidos, como las mujeres, las personas que viven en áreas rurales, personas de países empobrecidos…). Hablamos entonces de un enfoque emancipador e inclusivo del desarrollo, y de ciudadanía global (de hecho, nuestro apellido “Sin Fronteras” viene de este enfoque, que trata de romper tanto las fronteras políticas, como esas otras quizás menos visibles).

Otra es que ese desarrollo personal, para conseguir un mundo más justo y solidario, pasa por centrarse en el bien común más que en el individualismo cortoplacista. Es el enfoque al bien común.

Y podríamos hablar de una tercera, que es que esa construcción de un mundo más justo y solidario es complejo hacerlo individualmente, por lo que ESF se ofrece como plataforma de para compartir y co-construir ese mundo deseable. Es un enfoque de construcción colectiva. Pensamos que el propio proceso de construcción colectiva es mucho más rico que ese enfoque de “lobo solitario” o personalista, que puede tener cabida en estos procesos en alguna de sus etapas, pero que no lo vemos muy enriquecedor si se convierte en el modus operandi habitual de las personas. Imaginad un mundo donde toda la gente quiera ser Batman… Por eso estamos constituidas como asociación.

Por eso, para que la tecnología esté al servicio de las personas con esos enfoques ya mencionados, pensamos que hay una serie de requisitos que debe cumplir, que explicamos aquí.

Estamos además muy interesadas en todos los debates éticos sobre uso de las tecnologías, reflexiones sobre mundos distópicos o utópicos donde la tecnología suene tener un papel muy importante, tanto para conseguirlos como para luego sostenerlos. Y, por supuesto, matizar y trabajar sobre los conceptos como si es neutral la tecnología, argumento que mucha gente que trata de “despolitizarla”alega diciendo que no es buena ni mala, sino que depende… Esto hace que nos hayamos declarado antimilitaristas.

Por todo esto, desde los grupos de ESF se trabajan estos elementos, siempre tratando de promover el pensamiento crítico a la hora de hablar sobre el mundo queremos conseguir, en qué sociedad nos gustaría vivir, y cuáles son las causas profundas de que no estemos llegando a ese mundo. Actividades como la organización en Galicia de tertulias, jornadas, cursos, publicaciones o reflexiones en redes sociales e incluso una materia en la Escuela de Ingeniería de Caminos de la Universidad de la Coruña, sobre todo a cargo del grupo de Educación para el Desarrollo de la Coruña, o más esporádicamente en las sedes de Santiago y Vigo, incorporan estos contenidos.

También existe un grupo de trabajo específico donde se trata de introducir estos conceptos en el campo empresarial, y desde 2016 venimos trabajando en la elaboración de una metodología para evaluar el grado de introducción de los mismos en el desempeño de las empresas, estando actualmente en proceso de validación en empresas reales del sector tecnológico.

Y, como es habitual, en otras ocasiones lo hacemos a través de alianzas y trabajo en red, como el que se viene desarrollando desde 2016 con el Centro de Estudios de Género y Feministas. Dada nuestra vinculación con la universidad, no nos olvidamos de la investigación en este campo, que se puede exemplificar con el diseño, en colaboración con el CartoLab de la UDC, de un Índice Mundial de Tecnología para el Desarrollo Humano. Además, trabajamos mucho el tema de consumo responsable, con un especial interés en lo que tiene que ver con el consumo de productos tecnológicos y electrónica ética.

En el trabajo en programas internacionales en Honduras, también tratamos de aplicar este ideario junto con las organizaciones con las que colaboramos en el país, tanto en las tecnologías que promovemos con los programas como las que son utilizadas para ejecutarlos.

Queremos dejar aquí unos enlaces ordenados por temáticas que pueden resultar de interés en este campo de la tecnología para lo desenvolvmento humano, que venimos recopilando en nuestra wiki.